Bienvenidos

Georges Brassens (1921 - 1981) fue un autor y compositor francés de extraordinaria relevancia. Sus canciones han sido traducidas a muchos idiomas, de allí su influencia sobre los autores de canciones argumentales de todas partes. Escénicamente era muy sobrio; se acompañaba sólo con guitarra y apoyo de contrabajo. Compuso muchas canciones de elegante precisión verbal y original temática; el retrato de personajes olvidados, el rescate de la lealtad, y el reflejo de la sociedad con un tinte de sarcástico humor son la clave de su estilo. Aquí publico unas versiones en español de las canciones de Brassens, ¡cantables! cosa que requiere reelaborar los textos más allá de la traducción literal, respetando el argumento, la métrica, el acento de las frases, y usar rimas que evoquen el sonido original. Propongo estas, mis versiones, con su audio y, en algunos casos, el vídeo ilustrativo. Adelante; estais invitados.

Buena Margot (Brave Margot, 1953)

Buena Margot

Margarita la pastora un gatito se encontró
En la hierba, sin su madre, y lo adoptó
ella se abrió la blusita y en su seno lo abrigó
pobrecita, no tenía otro almohadon
El, tomándola por su madre
en la teta se prendió... Margarita, conmovida lo dejó
Pero un vago que rondaba halló esto singular
y en el pueblo a todo el mundo se lo fue a contar

Cuando Marga se afloja el corpiño
para darle la teta a su ga-
todos los hombres, grandes y niños van verla
Y Margot que es muy simple y muy buena
cree que es para ver a su ga-
to que toda esta gente se acerca para verla

El maestro y los escolares el carbonero y el Mayor
negligentemente abandonan su labor
El cartero, siempre dispuesto por ver aquello no llevó
las cartas que por supuesto nadie leyó.
Por ver aquello, Dios perdone a los niños del coro dejar
en el medio de la Santa Misa el altar
Los mismísimos gendarmes,siendo tan brutos como son
se enternecen por el encanto de la situacion

Mas las mujeres de la comuna privadas de toda atención
con amargura, masticaban su rencor
Hasta que un dia ebrias de furia se armaron de bastones
y feroces inmolaron al gaton
La pastora por consolarse se buscó un marido fiel
y ya nadie vio sus encantos mas que él...
Pasa el tiempo sobre el recuerdo, casi la historia se olvidó
y algun viejo cuenta esto a los niños de hoy...